El INADI expone sobre la discriminación y el pueblo romaní

Analía Miskoviec con el relator de la ONU, Dr. Fernand de Varennes.

Analía Miskoviec con el relator de la ONU, Dr. Fernand de Varennes, en taller sobre romaníes en las Américas.

Unos trescientos mil gitanos y gitanas viven en la Argentina, donde hay tres grupos dominantes: los rom, originarios de Rusia, Grecia y Moldavia, los calpe (España) y los ludar (Rumania y Serbia), según un relevamiento de la Asociación Identidad Cultural Romaní de la Argentina (AICRA), citado hoy por la directora de Asistencia a la Víctima del INADI, Analía Miskowiec, quien participó de la segunda edición del “Taller sobre la situación de los romaníes en las Américas”, que se llevó a cabo el 20 y 21 de septiembre en el Hotel Claridge de la Ciudad de Buenos Aires.

En 2015 la relatora de la ONU, Rita Izsak, había elaborado un informe sobre la situación de los Derechos Humanos de la comunidad romaní, que contribuyó a la concientización sobre la diversas situaciones de discriminación que padece esta comunidad y la invisibilización de la que son víctimas, dando inicio a un diálogo que comenzó con el primer taller, que se llevó a cabo en Brasil el año pasado, y que se repitió este año en Buenos Aires.

En esta oportunidad, el INADI participó del encuentro, donde se discutieron cuestiones tales como la identidad y el reconocimiento, el acceso a derechos fundamentales como la salud, la vivienda y la educación, la discriminación y los mecanismos que los Estados pueden desarrollar para ayudar a promover y proteger los derechos de los romaniés. Analía Miskowiec, directora de Asistencia a la Víctima del instituto, disertó sobre su trabajo de relevamiento realizado en torno a los diversos prejuicios que existen en torno a esta comunidad y sostuvo que no existe ninguna denuncia en el organismo por parte de los romaníes, a pesar de que es una de las minorías más discriminadas. Miskowiec afirmó que, cuando les consultó por qué no denunciaban, la respuesta fue “por miedo”. En ese marco, invitó a la comunidad a acercarse al INADI: “Vengan a denunciar cada vez que se sientan discriminados, para que podamos hacer valer sus derechos”, sostuvo.

Analía Miscowiec con autoridades nacionales e internacionales en panel del Taller sobre la situación de los romaníes en las Américas

Analía Miskowiec exponiendo en un panel

Acompañó la presentación de Miskowiec, desde el área de Relaciones Internacionales y Cooperación del Instituto, Agustín Analian,

A la hora de hacer su presentación en la segunda jornada, donde el gobierno argentino expuso sobre los mecanismos nacionales que pueden ayudar a promover y proteger los derechos de los romaníes en el país, Miskowiec destacó “la existencia de actitudes discriminatorias hacia el pueblo Rom en todas las sociedades en las cuales viven; actitudes materializadas en los estereotipos sobre los y las integrantes del colectivo que, a su vez, se perpetúan debido a la acción de los medios de comunicación.”

En la misma mesa de trabajo expuso el director nacional de Pluralismo e Interculturalidad del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Julio Croci, quién explicó las tareas que lleva a cabo su dirección. “Estamos muy entusiasmados de empezar a trabajar con esta comunidad en la promoción de derechos”, dijo.

El relator Especial de Naciones Unidas (ONU) sobre cuestiones de las minorías, Fernand de Varennes, convocante al taller, participó de las dos jornadas de trabajo junto a representantes de ACNUDH, SKOKRA y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y representantes de los gobiernos de Brasil, Chiles, Colombia y Argentina.