Mayor inclusión en la educación provincial

Luego de las gestiones realizadas por la delegación en Neuquén del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI), el 21 de julio por nota 949, el Consejo Provincial de Educación informó que a través de la resolución 796/2014 modificó los requisitos para el acceso laboral de docentes en la provincia. Esta decisión se originó por la denuncia de una docente que vió limitado su acceso laboral por normativa contemplada en el estatuto del docente -Ley 14473-, que estipulaba límites por edad.

El 3 de diciembre de 2013 la denunciante solicitó ser inscripta como docente en cinco materias y dos cargos en los distritos de Neuquén y Centenario en la rama media. La mujer recibió el 12 de febrero del corriente una nota fechada el 22 de enero en la que se le informaba que no reunía el requisito de edad establecido por el estatuto. En varias ocasiones, la docente, se presentó y envió notas al Consejo Provincial de Educación pidiendo que se revea la situación considerando que se trataba de una práctica discriminatoria.

La docente acudió a la delegación provincial del INADI donde se la asesoró en cuanto a los pasos administrativos a seguir para realizar una denuncia. Luego de la intervención de la asesoría legal de la delegación el Consejo Provincial de Educación arribó a una resolución beneficiosa para la docente y tomó acciones administrativas, sentando un precedente en organismos de la educación pública.

Finalmente el Consejo anunció que, luego de haber recibido diversos reclamos de la justicia y del Instituto, se modifica la normativa estableciendo que el límite de edad para la apertura de legajo en nivel medio a los docentes, que no hayan alcanzado la edad para el retiro definitivo, será 55 años en el caso de los varones y 52 en el caso de docentes mujeres.

Al respecto, la asesora legal de la delegación, Mónica Palomba, manifestó que la “intervención como INADI sienta un precedente importante en lo que se refiere a normativas de organismos que dependen del Estado provincial, ya que este caso servirá como ejemplo, para futuras reglamentaciones. La edad de una persona no puede limitar su acceso al empleo ni público ni privado por eso vemos con gran satisfacción que también hubo buena predisposición de aceptar nuestra intervención y revisar la normativa que excluía a esta docente, y a otros y otras, del sistema educativo en la provincia a la hora de desempeñarse como educadores”.

“Vemos con gran satisfacción la modificación de la normativa en cuestión, ya que las personas adultas encuentran muchos obstáculos en el mundo laboral, en el acceso a los puestos laborales, fomentándose con esa exclusión los estereotipos y prácticas discriminatorias que asocia a ese colectivo con el final de una carrera profesional y la desigualdad en el acceso a las oportunidades en el mercado de trabajo. En muchas provincias subyacen normativas con esos límites en el ámbito de la carrera de los docentes, y es un gran avance  que Neuquén sea una provincia que, conforme los compromisos internacionales, respete la no discriminación en esta temática”, finalizó Palomba.